¿Somos lo que comemos? microbiota y sistema inmunitario

17 de julio de 2023 por
Josendrina
| Sin comentarios aún

Las bacterias son como nuestro ejército de soldados que nos defienden si entra un agente patógeno que quiere atacar a nuestro cuerpo.


Sí, somos lo que comemos, pero también lo que comen y metabolizan estos trillones de habitantes que viven en tu cuerpo.

La microbiota es el  microecosistema interno que se encarga de mantener  y preservar el buen funcionamiento del organismo, cumple un papel fundamental e importante dentro del cuerpo humano, sirve de barrera de protección dentro de muchos órganos.

Aunque la composición de la microbiota es variable según los factores ambientales y la expresión génica del individuo, los filos dominantes son Bacteroidetes y Firmicutes, teniendo en cuenta que un desequilibrio en la proporción de los distintos grupos puede tener consecuencias relacionadas con la intolerancia alimentaria y la desregulación de los linfocitos.

En el intestino, la microbiota contribuye a dos funciones principales, nutrición y defensa, existiendo un alto potencial de intercambio entre la microbiota y el sistema inmunitario, ya que el 70-80% de las células inmunitarias residen en el intestino.

La composición de la microbiota intestinal está influida en gran medida por la dieta, de forma que un exceso de nutrientes como los ácidos grasos poliinsaturados o la escasez de oligosacáridos pueden alterar el metabolismo microbiano.

Tomando en cuenta la influencia de la flora microbiana en el mantenimiento de la homeostasis metabólica y la regulación del sistema inmune, se puede establecer una relación entre la alteración de la composición normal de la microbiota intestinal y el aumento anómalo de la permeabilidad del tracto intestinal, la inflamación local del intestino, los fenómenos de intolerancia alimentaria, la inflamación del tejido adiposo y la resistencia a la insulina, que acaban siendo causa de patologías de tipo autoinmune.

Se ha demostrado que las personas que desarrollan enfermedad inflamatoria intestinal tienen una microbiota alterada o disbiosis, un hecho que se asocia también a la aparición de enfermedades como la artritis reumatoide, espondiloartritis, artritis idiopática juvenil o artritis psoriásica.

Importancia de la alimentación

Modificar la microbiota intestinal no es sencillo porque son muchos los factores que determinan su composición y no se puede dar una receta para todos, al ser la variabilidad entre individuos muy alta. A pesar de esto, la dieta es clave. Las dietas occidentales, con más contenido en comidas procesadas, proteínas de origen animal, azúcares simples, grasas y aditivos promueven la disbiosis, mientras que el consumo de fibra, proteínas de origen vegetal y aceite de oliva se relacionan. con un microbioma más saludable.

A continuación te brindamos algunas recomendaciones

Disminuir el consumo de procesados, harinas refinadas y azúcares de mala calidad. Evitar alimentos con hormonas, pesticidas, colorantes y conservadores.

Es decir, alimentarnos de forma natural y equilibrada comiendo proteínas, carbohidratos y grasas.

Sobretodo mucha fruta, verdura y cereales integrales porque contienen fibra que es lo que más alimenta a las bacterias. Así como, grasas saludables.

Además debemos de consumir alimentos fermentados como cacao, miso, kéfir, sauerkraut, kombucha porque contienen bacterias probióticas que pueden aumentar la abundancia de algunos tipos de bacterias intestinales.

Hacer ejercicio, aunque sea poco tiempo pero diario.

Dormir bien, tomar agua y tener una actividad que te relaje: yoga, meditación, tai chi.

También salir a la naturaleza.

Estas recomendaciones te ayudaran a llevar una vida más saludable, previniendo enfermedades crónicas que afectan tu calidad de vida.

Si deseas conocer sobre éste y otros temas de salud, síguenos en las redes sociales como@aeroambulanciasilva. Contáctanos y pregunta por nuestros planes de bienestar empresarial, tenemos un plan adecuado a tus necesidades.



en
# Todo
Compartir
Etiquetas
Nuestros blogs
Archivar
Identificarse dejar un comentario